Comunicar para el desarrollo: una propuesta de divulgación radiofónica en la lucha contra el hambre y la malnutrición en Nicaragua

Artículos, libros, monografías y colaboraciones

Anales Venezolanos de Nutrición

Eva Mª Trescastro López, Josep Bernabeu-Mestre, Nelson Pablo Caballero, Eduardo De Miguel, Mª Eugenia Galiana Sánchez, Diana Gil-González, Manuel de Jesús Gómez Guerrero, Clara Isabel González Moncada, María M. González Moncada, Maritza Landaeta4, Inma Rodrigo Cañete, Yaritza Sifontes, Ángela Bernabeu Peiró

Nicaragua presenta altos niveles de inseguridad alimentaria y nutricional. Predomina la deficiencia proteico-energética y la carencia de nutrientes específicos y al mismo tiempo presenta la superposición epidemiológica-nutricional y la doble carga de riesgos para la salud. Faltan conocimientos para optimizar los escasos recursos para adquirir productos de mayor valor nutricional. El objetivo fue contribuir a reducir el hambre y la desnutrición y mejorar la alimentación y el estado nutricional de la población del municipio nicaragüense de Somotillo, a través de estrategias educativas difundidas por el medio radiofónico. Se ejecutó el programa “Por una mejor nutrición” en la radio (1 junio al 29 de julio, 2016) y se abordaron cuatro temas: conocimientos sobre alimentación saludable, higiene alimentaria, enfermedades asociadas a la malnutrición y alimentación del escolar y se acompañaron de tres cápsulas informativas cada uno, transmitidas 1v/s y 5v/s (8v/día), respectivamente, más una sesión 1v/s de respuesta a los oyentes (maestros y niños escolares). Además, se hizo una evaluación cualitativa (grupo de discusión con maestros y promotores de salud) y se aplicó un cuestionario de 5 preguntas pre y post intervención a 600 escolares seleccionados al azar en 20 escuelas rurales. Se encontró dominio parcial del tema de higiene pre-intervención y fallas en las acciones para prevenir las enfermedades que afectan el estado nutricional de los escolares (post intervención). El programa benefició a 2.349 estudiantes y familias. Esta experiencia puede mejorar el empoderamiento de las familias y la comunidad frente a los problemas de alimentación y prácticas higiénicas peligrosas existentes, pero requieren por parte de las comunidades garantizar la sostenibilidad y replicabilidad del mismo.